Death march kara hajimaru isekai kyusoukyoku Capitulo 16-13

Capítulo 16-13 Fin de los Asaltantes

※Punto de Vista Tercera Persona

 

“¿Es eso una aeronave? Pero parece algo orgánico–”

“Está emitiendo una presencia tan malvada ¿Sabes qué es eso Satou-san?”

 

Satou y la aprendiz de miko Lily intercambian palabras mientras miraban desde la terraza del Templo Tenion.

El AR de Satou muestra esto como, [<<Malvada Nave Flotante>>].

 

“Parece ser una especie de nave fantasma llamada Malvada Nave Flotante.”

En su mente, Satou recordó la nave fantasma con la cual él luchó en el mar Lalakie durante el Castigo Divino.

Las naves fantasmas poseen una función peculiar de viaje sub-dimensional llamada [Cruzar el Inframundo], así que probablemente hizo uso de esta para aparecer en la Capital del Ducado.

 

(Tengo la razón por la que no apareció en mi Mapa antes de la ceremonia, pero ¿quién y por qué están atacando la Capital del Ducado?)

 

La Nave Malvada Flotante continuó su batalla en contra del ejército de la Capital del Ducado mientras Satou estaba perdido en sus pensamientos.

 

“Parece que el ejército de la Capital del Ducado está dando una buena pelea.”

 

Lily murmuró.

 

El ataque de la Malvada Nave Flotante fue bloqueado por el muro defensivo del castillo del duque.

Por otra parte, ninguno de los ataques del ejército de la capital del ducado pudo atravesar el muro defensivo de la Malvada Nave Flotante.

 

“–Ah.”

 

Lily fue testigo de un rayo de alta potencia disparado por la Malvada Nave Flotante cortando un Jinete Wyvern en dos.

Satou hizo clic con su lengua cuando vio eso.

 

“Ese rayo es peligroso.”

“¿Qué vas a hacer?”

“Voy a ir y neutralizarlo por un momento.”

 

Satou empuja su mano dentro de la sombra de sus pies y la agita alrededor de ella.

Al mismo tiempo, la artillería de la Malvada Nave Flotante que disparó el rayo fue envuelta en una sombra negra.

 

“Muy bien, ahora debería estar bien.”

 

Lily alzó su vista para ver que la artillería de la Malvada Nave Flotante había desaparecido.

 

“Asombroso….”

 

Incluso mientras conversaba con Lily, Satou está haciendo uso de [Mano Mágica] y [Otro Mundo] para evacuar a las personas que se encontraban en lugares puestos en peligro por la Malvada Nave Flotante.

 

La razón por la cual Satou no se deshace inmediatamente de esta Malvada Nave Flotante es probablemente porque está buscando a quien envió esta nave aquí.

 

“Y la Capital Real… No pienso que haya algo amenazador allí.”

 

Satou miró la Capital Real con la Magia Espacial [Vista Distante].

Él estaba preocupado por un ataque terrorista simultáneo en ambos lugares, pero esto parecía ser en vano.

 

(Tal parece que hubo un accidente durante el experimento de activación de la falsa Armadura Móvil, pero es imposible que cree un alboroto secuestrando esta de todos modos, y tanto la Princesa Shistina con sus golems como Zena-san están ahí, ellas deberían ser capaces de manejarlo incluso si están con Lady Karina.)

 

Sólo por si acaso, Satou le contó acerca de la situación a Liza quien se encontraba teniendo un duelo de práctica con las Ocho Espadas Shiga en una esquina del castillo real a través de la Magia Espacial [Teléfono].

También dio instrucciones a la división de inteligencia de la Firma Echigoya y Chuu Fat y los otros ratones.

 

La Malvada Nave Flotante fue envuelta en tremendas explosiones ante sus ojos.

 

“Eso vino del Castillo del Ducado, ¿no es así?”

“Sí, fue la magia de ataque de Ringrande-sama.”

 

Un enorme robot que luce exactamente como la Armadura Sagrada Móvil está de pie en la proa de la Malvada Nave Flotante cuya armadura ha sido despojada.

Satou murmuró en silencio, [Dinastia].

 

 

–Tengo que detenerlo.

 

Ringrande quien se encuentra en una pequeña aeronave está mirando fijamente el enorme acorazado aéreo con una expresión nerviosa.

La luz brillando en el pecho de la Armadura Sagrada Móvil [Restos], que tiene suficiente poder para traer la ruina, aún está tratando de destruir el castillo del ducado.

 

El arma divina otorgada por los Dioses al Reino Lalakie el cual una vez prosperó en una isla flotante–[Cañón Condenación] está tratando de demostrar su completo poder aquí.

 

La deslumbrante luz parpadea inestablemente.

 

–Su canto no lo hará.

 

Los ojos de Ringrande sólo podían ver ese parpadeo como un presagio antes del disparo.

Incluso mirando directamente a la muerte, lo único que ella puede hacer es cantar una magia para oponerse a ella.

 

Ella sólo puede esperar que su padre, el representante del señor del territorio que tiene el poder del Núcleo de la Cuidad, pueda bloquear un ataque del [Cañón Condenación].

 

Un repentino cambio ocurrió en tal situación tan desesperada.

 

“–¿La luz desapareció?”

 

El brownie en uniforme de piloto quien estaba dirigiendo la aeronave murmuró aquello.

La luz en el pecho de la Armadura Sagrada Móvil ha desaparecido.

 

Si alguien que posee el poder de ver el mana estuviese aquí, sin duda podría notar una cantidad anormal de pérdida de maná en el pecho de la Armadura Sagrada Móvil.

Es como si alguien estuviese drenando su maná.

 

“… ■ ¡<< Explosión Divina >>!”

 

La avanzada magia explosión de Ringrande pulverizó el motor trasero de la Malvada Nave Flotante.

 

Varias sombras negras saltaron desde la nave descendiendo rápidamente, y finalmente, la Armadura Sagrada Móvil tomó una cosa parecida a una lanza.

 

『RIIIIIIIIIIINGRANDEEEEEEEEEEE』

 

Un grito salió a través del altavoz externo, y entonces la Armadura Sagrada Móvil hizo un salto desde la Malvada Nave Flotante en descenso hacia la pequeña aeronave donde se encontraba Ringrande.

 

“¡Choiyaa!”

 

Justo antes de que la armadura pudiese agarrar la aeronave, esta hizo un giro como un avión de combate.

Fue una intensa maniobra impensable de las lentas aeronaves de este mundo.

 

“¡Y-Yo voy a caer!”

 

Aunque quien se encuentra en el interior de la aeronave no piensa que es un movimiento seguro de hacer.

Ringrande terminó teniendo que aferrarse a la barandilla con su vida en orden de no ser arrojada de la aeronave.

 

 

“¡E-esos son demonios!

“¡Envíen la unidad de golem al frente!”

“¡Todos, retrocedan mientras los contienen!”

 

Los demonios cuerno corto que saltaron de la Malvada Nave Flotante sorprendieron a la unidad antiaérea del ejército de la Capital del Ducado.

La unidad golem luchó con los demonios cuerno corto, pero los ágiles demonios los abrumaron y rápidamente la unidad tuvo que anunciar la retirada.

 

Los árboles ardientes que cayeron del bombardeo de la Malvada Nave Flotantebloquearon su ruta de escape.

 

“¡Los retendré aquí!”

“No somos rivales, incluso aunque ellos sean demonios menores. ¡No dejaré que nadie muera en vano!”

“Sin embargo, si esto continúa–”

 

Un joven que había alcanzado el nivel 20 dijo una línea heroica, pero el bien experimentado comandante de la unidad lo detuvo.

En medio del discurso del joven, el comandante fue arrastrado por un demonio cuerno corto parecido a un mono.

 

“¡Comandante!”

 

—GROROROLWN.

 

El joven sacó su espada de aleación de mithril para venir al rescate, pero el demonio cuerno corto extendió su brazo y lo arrojó lejos.

 

“–■■■ Drag Ignis”

 

Un dragón de llama apareció mientras destruyo los ardientes árboles caídos y golpeo al demonio cuerno corto mientras dispersaba llamas explosivas a su alrededor.

El comandante que fue arrastrado también fue quemado, pero ya estaba mortalmente herido.

 

“Justo cuando perseguí a un tonto que enloqueció con el legado de Su Majestad el cual debería haber estado sellado, demonios reencarnados huh… Y incluso está el legado de Yamato.”

 

Un alquimista vestido de negro y con el rostro cubierto apareció detrás de un árbol caído.

 

—GROROROLWN.

 

“Hmph, pensé que no moriría de un golpe–”

 

El alquimista vestido negro esgrimió una espada en su cintura.

 

“Esta espada es demasiado buena para ti, pero…”

 

—GROROROLWN.

 

El moribundo demonio cuerno corto cargó hacia el alquimista murmurando.

 

“Perece, ladrón de tumbas.”

 

Una ráfaga azul de viento brilló, y el ser que era un demonio cuerno corto desapareció en una neblina negra.

 

“¿Espada Sagrada?”

“¿Héroe-sama? ¡Es el Héroe Nanashi-sama!”

 

La unidad en retirada olvidó escapar y clamó.

 

“Héroe huh… Qué irónico.”

 

El alquimista mira hacia la multitud de demonios cuerno corto mientras se ríe sarcásticamente.

 

“–Márchense. ■■■■■■■…”

 

Los soldados retroceden, dejando al alquimista quien ha comenzado un ataque a distancia usando magia.

 

 

『RIIIIIIIIIIIINGRANDEEEEEE』

 

Una lanza de dos puntas en la mano de la Armadura Sagrada Móvil fue empujada hacia la pequeña aeronave en la cual estaba montando Ringrande.

Los proyectiles de luz que fueron disparados de las extremidades de la lanza explotaron cerca de la pequeña aeronave.

 

“¡No puedo disparar mi magia! ¡Estabiliza el casco un poco más!”

“¡Eso es imposible!”

 

La pequeña aeronave se desliza a través de las brechas entre las minúsculas explosiones con maniobras acrobáticas.

 

“Si estamos demasiado lejos, mi magia no lo alcanzará–entonces.”

“¿Ri-Ringrande-sama?”

 

Ringrande saltó de la aeronave.

Ella estuvo en caída libre un momento antes de que su velocidad descendiera.

 

“Me alegro de haber conseguido esto de Hayato.”

 

Corriendo en el cielo con los Zapatos de Vuelo, ella se acerca a la Armadura Sagrada Móvil.

 

『RIIIIIIIIIIINGRANDEEEEEEE』

“Sheesh, ¿no puedes decir nada más?”

 

Ella disparó [Ráfaga Rápida] la cual pude cantar rápidamente hacia la cabeza de la Armadura Sagrada Móvil que estaba tomando la acción para atacar como una distracción, y cerró su distancia incluso aún más.

 

 

『Kukkukku… Difundir su lucha, odio y miedo, criar el miasma necesario para la resurrección de su majestad』

 

En medio de una oscuridad negro azabache, un hombre vestido de púrpura parado frente a un espejo flotante murmuró.

El espejo refleja la figura de Ringrande quien está luchando con la Armadura Sagrada Móvil.

 

Una niebla blanca se enrolla alrededor del hombre, a veces algo que se asemeja a una cara angustiada flota en la niebla blanca.

 

『Bueno, ese objetivo es más mundano de lo que pensaba.』

 

Una voz que no venía del hombre resuena en la negra oscuridad.

 

『–Quién eres. Tú quien habla con el lenguaje del gran reino orco, muéstrate.』

 

Quien apareció ante el hombre fue un muchacho delgado que llevaba una peluca púrpura y una máscara blanca.

 

『Esa máscara, ¡¡Tú eres!!』

『Encantado de conocerle, Mente Maestra-san–』

 

El héroe enmascarado inclinó su cabeza como un actor de teatro.

 

 

“GWAAAAA”

 

Ringrande quien fue golpeada fuertemente por la lanza de dos puntas fue arrojada hacia el suelo de la arena.

Incluso a pesar de que la fuerza del golpe fue suficiente para cortar una zanja en el suelo de la arena, Ringrande todavía conservaba su espíritu de lucha.

 

Ringrande intentó levantarse, pero la lanza de dos puntas perforó el suelo a ambos lados de ella, presionándola y reteniéndola.

 

“■■ Ráfaga Rápida.”

 

El conjuro que Ringrande cantó mientras tocia sangre desapareció después de dejar solamente una pequeña explosión de luz.

 

『¿Qué sucede, se acabó tu maná?』

 

Una sana y sonora voz que hizo que la loca voz anterior pareciera una mentira resonó desde el altavoz externo de la Armadura Sagrada Móvil.

Una escotilla en la garganta de la Armadura Sagrada Móvil ligeramente se abrió, y el rostro envejecido del tercer príncipe Sharlick se asomó desde allí.

 

“Ese rostro…”

 

Ringrande expresó su sorpresa al ver el rostro del príncipe.

 

“Te lo preguntaré sólo una vez.”

 

El triunfante príncipe Sharlick dijo aquello mientras miraba a Ringrande.

 

“Cede ante mí y da a luz al rey de la próxima era.”

“Me niego.”

 

Ringrande simplemente rechazó el tercer príncipe Sharlick.

 

“… Que. ¡Qué tan tonta puedes ser, Ringrande!”

 

El rostro del tercer príncipe Sharlick se convulsionó y deformó.

 

“Yo destruiré cada país en esta era de lucha de una vez. Y yo soy el único que es capaz de unir a todas las personas de clase baja en este tiempo turbulento para crear un imperio que cubra todo el continente. ¡Estás diciendo que tienes problemas en convertirte en la esposa de tal grandeza!”

 

Ringrande no está respondiendo al tercer príncipe Sharlick que está agitado con ojos inyectados en sangre.

Ella está concentrando todo su ser en recuperar su maná.

 

“No, no puedes tener ninguna queja, Te haré a ti, que fue desechada después de convertirse en el juguete del héroe y perdiste tu oportunidad de casarte, en mi consorte sexual, no concubina. ¡No puedes estar insatisfecha con eso!”

 

Los ojos de Ringrande se llenaron de rabia.

Ella no era lo suficientemente indulgente como para pasar por alto las palabras que hacían burla al demasiado estoico Héroe Hayato.

 

Ringrande retorció su cuerpo reprimido y sacó un anillo de su bolsa.

Este es un objeto maldito que puede cambiar la fuerza vital por maná el cual ella encontró en el Laberinto Blooduscking con el Héroe Hayato.

 

Ella nunca lo ha usado desde que tiene la debilidad fatal de producir mana hasta el punto de agotar toda tu fuerza vital.

 

“¡Oh, ya veo!, ¡Debes estar dudando! ¡No hay necesidad de dudar! Yo, el gran rey del mundo, te perdono, ¡Ringrande, conviértete en mi emperatriz!”

 

El tercer príncipe Sharlick gritó febrilmente en voz alta palabras llenas de amor–no, más bien, obsesión.

 

“¡Me niego!”

 

Ringrande usó el anillo y gritó.

 

“Qué, qué–no puede ser–por qué.”

 

El rostro del tercer príncipe Sharlick se distorsionó por el estado de shock.

 

“¡Porque te odio, por supuesto! ¡Vuelve a nacer y comienza de nueva! ■■ ¡Ráfaga Rápida!”

 

La magia de explosión de Ringrande estalló desde la brecha de la cabina de la Armadura Sagrada Móvil.

 

“GWAAAAAAAA”

 

Humo blanco y un olor a carne quemada escapan de la abertura, y a continuación la cabina se apaga.

 

“MUEREEEEEEEE.”

 

El maná se reunió en la lanza de dos puntas, y un vestigio de una esfera de luz fue producida en frente de los ojos de Ringrande.

Ella podría romperla si luchaba, pero probablemente tomaría tiempo.

 

“–■■■ Drag Ignis”

 

El dragón de llama que golpeó la axila del brazo de la Armadura Sagrada Móvil que sostenía la lanza extendió llamas explosivas por los alrededores.

Desde que la mano de la armadura se separó de la lanza, la luz que iba a rostizar a Ringrande desapareció.

 

“Santo cielo… Aquí yo vine a averiguar la identidad del tonto que trajo la Malvada Nave Flotante aquí, y lo que consegui fue sólo una pelea de amantes, qué pérdida de tiempo.”

 

Un alquimista vestido de negro apareció en el suelo de la arena junto con una bruma de calor.

 

“Realmente no puedo estar de acuerdo con eso, pero gracias por su ayuda.”

“No es necesario.”

 

Una luz azul destelló, y a continuación la lanza de dos puntas fue cortada en rodajas.

 

“Este filo es tan absurdo como siempre.”

“¿Espada Santa?”

“Correcto, es una hoja que hará caer a cualquier mal la cual me ha entregada por mi amigo.”

 

La artillería mágica en los brazos de la Armadura Sagrada Móvil y el [Cañón Castigo Divino] en su pecho se encuentran revestidos de maná.

Ringrande y el alquimista vestido de negro huyen para buscar una cubierta.

 

“¿Puedes pelear con eso?”

“No puedo.”

 

El alquimista vestido de negro concisamente contestó a Ringrande.

 

Las tres armas de la Armadura Sagrada Móvil están llenas de una luz roja.

 

“Esa es el arma mágica anti-demonios de Yamato que incluso puede luchar contra un demonio mayor. Es el arma más fuerte y la peor creada por los locos ingenieros mágicos del Imperio Furu– no puede ser derrotado por hombres ordinarios.”

 

El alquimista habló así como si esto no fuese asunto suyo.

 

La luz blanca y roja detrás de ellos se acercan al punto crítico.

La cubierta hacia la cual están corriendo aún está lejos, e incluso si llegan a tiempo, no creen que esta sea lo suficientemente fuerte para bloquear las súper armas detrás de ellos.

 

Ringrande está convencida de su muerte cuando siente el calor ardiente en su espalda.

 

“–Por lo tanto, te dejo el resto.”

“OK.”

 

La luz y el calor detrás de ellos desaparecieron con aquella serena voz.

 

Ringrande dio media vuelta y vio hacia la Armadura Sagrada Móvil que había perdido su maná cayendo postrada sobre el suelo, y al héroe de cabello púrpura Nanashi flotando en el aire ante ella.

 

“Heya, Ga Hou, ¿viniste a ayudar?”

“Sólo viene a encontrar a los ladrones de tumbas que enloquecieron en este lugar con el legado de Su Majestad el cual debería haber estado sellado.”

 

La escotilla de la Armadura Sagrada Móvil se abrió y una figura púrpura oscura apareció.

El Héroe Nanashi ni siquiera tuvo que dar media vuelta como la figura golpeó sobre el suelo de la arena.

 

“¡Te encontreeeee!, ¡Héroe falso, quien robó mi espada sagrada!

“Quien estaba controlando esto era el tercer príncipe, ¿huh?”

 

Héroe Nanashi mira abajo sobre el tercer príncipe quien grita con toda su alma.

 

“Y, ¿desde cuándo eres un demonio?”

 

La línea de visión del Héroe Nanashi estaba dirigida hacia el cuerno largo en la frente del tercer príncipe.

 

“¡El rey que gobierna el mundo necesita un cuerpo que trascienda a la humanidad!”

“Pero tu cuerpo se está desmoronando, ¿estás bien?”

 

Una neblina negra serpentea alrededor del cuerpo del tercer príncipe mientras se desmorona.

Los fragmentos que se desmoronan desaparecen en aquella neblina negra.

 

“E-esto no puede ser…”

 

Su cuerpo se desmorona desde los extremos de sus extremidades.

 

“No, no, yo soy, el gobernante…del mundo…”

 

La espada mágica revestida de maná de Ringrande destruye al tercer príncipe antes de que él se desmorone completamente.

Esto podría haber sido un acto de misericordia.

 

“Entonces, veo que hay un payaso detrás de ti, ¿capturaste a la mente maestra?”

“Un, he atrapado a la mente maestra quien directamente perpetró esto.”

 

Héroe Nanashi saca a un hombre vestido con ropas púrpuras restringido por la hiedra de sellado mágico de una sombra y lo arroja sobre el suelo.

 

“No me digas–”

 

Ga Hou arrancó la capucha que cubría el rostro del hombre vestido con ropas púrpuras.

Lo que apareció fue el rostro de un cadáver podrido hasta su núcleo.

Hay un cuerno retorcido en su frente.

 

『–Zo Gil.』

『¿Eres Ga Hou?』

 

El rostro de Ga Hou hizo una mueca al ver aquel rostro familiar bajo la capucha.

 

Un rostro de compasión y pena por ver a un antiguo colega quien fue llamado de vuelta como un no-muerto y renacido como un demonio mayor con el Cuerno Retorcido Demonio.

 

『¿Cuál sería la razón por la que tú, quien se encargó de comandar a todo el ejército de Su Majestad, arruina la tumba de Su Majestad?』

『[¿Hay cualquier otra razón que para la segunda venida de Su Majestad?]

『Tonto… Crees que Su Majestad desea ser revivido como un Señor de los demonios.』

 

Esta es probablemente la diferencia en la percepción entre alguien que murió antes de la batalla final y alguien que sobrevivió a ella.

 

『Para reconstruir el Imperio Orco en esta tierra–¡Que es el deseo de Su Majestad!』

『¿Quién te dijo eso?』

 

El Héroe Nanashi preguntó apaciblemente a Zo Gil quien gritó vigorosamente eso.

 

『Su majestad el Señor de los demonios quien se encuentra en igualdad de condiciones con Su Majestad, goblin–』

 

La cabeza de Zo Gil explotó en medio de sus palabras.

 

Debe ser una magia de efecto tardío la cual se activaría si él estuviese a punto de decir una cierta palabra.

El Héroe Nanashi traza el vestigio de la magia que no sólo lo revivió como un no-muerto, sino que también destruyó un ser que se había convertido en un demonio mayor.

 

“Zo Gil…”

 

Ga Hou dio una silenciosa oración ante el cuerpo de su viejo amigo que estaba desapareciendo en la neblina negra.

 

“¿Entonces, quienes asaltaron la Capital del Ducado fueron, después de todo, los demonios?”

“Sí, tienes razón. No pude atraparlos, pero nuestro oponente parece ser uno de los señores de los demonios.”

 

Hero Nanashi le respondió eso a Ringrande.

Sin embargo, el Héroe Nanashi no habló acerca de hecho de que la palabra [Goblin] que Zo Gil dejó atrás podría ser una referencia al [Rey Goblin].

 

(De este asunto, veo que ellos no han renunciado a sus esquemas y conseguí conocer una de las fuentes elusivas de esto.)

 

El Héroe Nanashi–Satou está explorando soluciones en su mente.

 

“Nin nin~?”

 

Un ninja dorado vistiendo una capa rosa se mostró desde la sombra en sus pies.

 

“Recoger~?”

 

Satou unió sus manos con el ninja dorado y regresó a la capital real utilizando Mover Unidad.

 

Al parecer, algo sucedió en la capital real.

 

◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇ ◇

Deja un comentario