Watashi Capitulo 7

Capitulo 7.- Un Día Siendo Peluche

Umm… *bostezo*
Luego de vivir en este mundo de fantasía por casi un mes, pude dormir, es extraño dado que me dijeron que no era necesario, pero al parecer no hay problema si quiero descansar…

La luz del día se filtra entre las cortinas y mi cuerpo acolchonado está siendo abrazado… por una niña de apenas 10 años.

Creo que he de decir que no se siente tan mal… pero no es porque me guste, entendido, simplemente quería matar el tiempo y me la pase poseyendo objetos en la habitación para matar el tiempo…
Qué terminara abrazado y dormido no era algo que esperaba, para empezar.

—Buenos días Hime-sama, con permiso—

Una maid distinta a la de ayer entro a la habitación, comenzó a abrir cortinas y con su dulce voz trato de despertar a Lilith, por mi parte, no hace falta decir que no dije o hice algo, ya que entre a este peluche y si hago un movimiento en falso no creo salir bien parado.

Lilith sin soltarme (al peluche) se levanto aún con sueño a mi parecer y limpiando sus ojos salio de la cama. No comentare que es una cálida sensación más allá de lo normal, pero debo ser un peluche, debo ser un peluche…

—Hime-sama, escuche que salió anoche…—
—Ahg…—Tch——

Fui estrujado en un instante, no sé si Lilith se dio cuenta de mi casi sonido o que me encontraba dentro del peluche, pero chasqueo su lengua ante las palabras de la maid solapando mi voz, ahora que miro más de cerca a la maid, tiene un cierto aire de ser más importante comparada a Eve, aunque se parecen físicamente…

Luego de una pequeña charla entre ellas sobre lo malo que es para Lilith salir a las altas horas de la noche, un ligero evento tuvo lugar.

◆⧫◆

Lo diré en forma simple…
En este momento estoy en una mala situación.

En el momento que la maid se acercó a Lilith, pensé que alguna de las dos me alejaría o Lilith me podría de lado, que tonto de mi parte, la maid comenzó a desvestir a Lilith como si fuera normal, por su parte Lilith no se opuso y solo levanto los brazos aún sin soltarme… estoy molesto, en más de un sentido.

No es que me moleste que soy pasado de una mano a otra o que una menor de edad está siendo desnudada y cambiada de ropa frente a mí, pero creo que si alguien más supiera que hago esto aún si no es por voluntad propia, creo que la cárcel sería lo mínimo para ser mi castigo.

—Listo Hime-sama, quiere que le traiga el desayuno al cuarto o va a bajar al comedor.—

—Comeré aquí Perséfone, además pensaba en salir a jugar luego.—

—Entendido Hime-sama, en un momento traeré el desayuno por lo que ruego y espere con paciencia.—

—Hai, por cierto… ¿Qué paso ayer en la noche?—

—Ahh, lamento las molestias de ayer, al parecer Eve fue la causa de tal alboroto, Goshijin-sama ya se ha encargado del asunto por lo que no se preocupe.—

—Umu, bueno, eso es todo gracias.—

—Con su permiso Hime-sama.—

La maid no dijo alguna palabra más y con delicadeza salió de la habitación cerrando la puerta. Por mi parte, colgaba de un brazo aún sostenido por Lilith. Sin más fui arrojado a la cama como un juguete desechado y comenzó a buscar algo debajo de la cama.

—Etto, Lilith-chan, estoy aquí.—

Con un pequeño golpe bajo la cama, parece que Lilith noto mi presencia, pero salió de su cama con un ligero rubor rojo en sus mejillas. Okay, si no supiera de tantos animes con este cliché, no sabría que esta avergonzada ya que la he visto mientras se cambiaba.

—O-onii-chan, ¿do-donde… dónde estás?—

Con una dulce voz, Lilith pregunto tartamudeando, esperando que no se asustara levante la mano (del peluche) haciendo la seña de mi ubicación. Viendo como su lindo color rojizo lleno casi todo su rostro, es linda su forma de reaccionar… aunque sé que es una niña apenas.

—Estoy aquí, dentro del peluche.—

Antes de decir algo más fui asaltado por el pequeño cuerpo de Lilith, tumbándome en la cama, dado que solo lo estoy poseyendo sentí dolor al ser estrujado por sus lindas y delicadas manos. Varias palabras vagas salieron de su boca pero dejemos que desahogo su vergüenza.

Dentro de mi mente solo reí ante su reacción infantil y a la vez madura de aceptar lo que ha pasado. Ya que fue en primer momento su error, dejar a su ‘Onii-chan’ dormir en su cama.

◆⧫◆

Lilith se calmó y la maid regreso con su desayuno, seguí fingiendo ser un peluche, pero en esta ocasión Lilith no me soltó para nada, hubo ocasiones que la maid hizo comentarios sobre el sobre apego que tuvo Lilith sobre el peluche (yo), pero de alguna forma consiguió salirse con la suya y fui cargado cada minuto de ese momento.

—Entonces hime-sama, si me disculpe volveré a mis labores matutinos, si me necesita no dude en hacer sonar la campanilla.—

—Nn, entendido Persefone, voy a salir un rato al jardín en un momento.—

—Okay, pero recuerde no alejarse mucho, tiene prohibido entrar al bosque trasero usted sola.—

—¡¡Haiiii!!—

Tras una animada platica pos desayuno, la maid dejo el cuarto, dejándonos a Lilith y yo solos de nuevo. Parece ser que la higiene bucal no está dentro de este castillo, o a lo mejor aún no se inventa, cuando comencé a ponerme cómodo fui tomado a la fuerza de la cama y llevado a pasear por los alrededores del castillo.

Con Lilith como guía visitamos varios lugares, desde su habitación hasta la cocina. El castillo era lo suficientemente grande sentí que tomo demasiado tiempo visitar las partes importantes y cada que encontrábamos a alguien siempre eran con un aire como de criada o mayordomo, mostrando respeto ante Lilith aun cuando cargaba un peluche (yo) abrazándolo con los brazos cruzados.

—Y aquí está la sala del trono. ¿Are? Umm, aquí debería estar Otou-sama, pero supongo que debió salir por algún trabajo.—

Lilith todo el tiempo se la paso hablando conmigo así, explicándome el lugar y quienes trabajaban ahí, e incluso me presento a cada persona que nos encontramos, pero todos pensaron que sería una inocente princesa que se divertía con un peluche.

Fue buena idea tomar este cuerpo, aunque como cualquier niña, el cuarto de Lilith ya de por si estaba lleno de peluches. Por cierto, note que el peluche que tome tenía una forma como un héroe random de anime, creo que era de un juego pero no recuerdo cual.

Ya hemos salido al jardín, tiene un mejor aspecto a comparación de anoche. Es más brillante y vivaz, donde Lilith decidió jugar entre los árboles y antes de darme cuenta nos hemos metido entre los árboles… Al parecer esta niña no hace caso sobre lo que se le dice.

—Hey, Lilith-chan, no dijo la maid-san que no fueras más allá del jardín.—

—Sip, pero lo dijo en caso de ir sola. Ya que onii-chan viene conmigo debe estar bien.—

Que confianza, en más de un sentido, está mal que se exponga al peligro de este modo. Al parecer me toca ser la niñera de esta princesa mimada.
Suspire en mi mente mientras seguía siendo cargado por Lilith entre sus brazos.

¿Por qué sigo siendo abrazado? ¿Qué sigo haciendo siendo un peluche?

Bueno, es una experiencia inusual que no creo que logre hacer en otro momento, por lo que está bien si malgasto un poco de tiempo siendo un peluche y ser mimado como tal, pero he de repetir, no me gustan las niñas pequeñas… no quiero ser etiquetado de lolicón o pedófilo, no vaya a ser que la ONU interdimensional aparezca.

◆⧫◆

Después de un rato regresamos a las ruinas de ayer, debido a todo el alboroto de ayer no preste atención, pero tenían cierto toque distintivo a las que vi en el futuro, pero no en el sentido que se ven en mejor estado, sino que parecen más dañadas aunque varias estructuras están más completas.

—Onii-chan, vamos a jugar.—

Dijo Lilith con una sonrisa. Y sin pensarlo más salí del peluche, por mi parte solo estire mi cuerpo pero solo era un acto reflejo ya que estar poseyendo ese objeto me hizo sentir como descansar mi cuerpo en una cama. Tal vez por esa razón pude dormir.

—Entonces… ahhh… ¿Qué quieres jugar?—

—Yay, voy a jugar con onii-chan.—

Con Lilith juegue un poco casi como si volviera a ser niño, sigo pensando que tener sobrinos me dio gran paciencia con los niños por lo que no pensé mucho en oponerme a la idea.

Puesto que era una niña los juegos no serían muy “divertidos” hasta que note que por algo tenia nivel 10, su forma de jugar es más ‘distintiva’, el juego de pillar era más como yo ser el objetivo de sus ataques siendo arrinconado contra varios árboles de la zona (no diré que hice trampa con mis habilidades).

Luego de que se calmara por tanto jugar tomo un descanso bajo la sombra de uno de los árboles cercas del lugar donde aparecí ayer. Al principio solo me puse a verla descansar pero de algún modo me pico la curiosidad por lo que fui a ver los alrededores de las ruinas.

Hasta cierto punto son parecidas a las estructuras barrocas en mi mundo, pero tienen una estructura muy singular que nunca he visto, aunque puede que si existan dado que no conozco tanto como quisiera de la construcción de estructuras antiguas, se encuentran en un estado deplorable que pareciera que si doy un ligero golpe podrían venirse abajo.

—Are, ¿qué es esto?—

Mientras observaba las inusuales formas de la edificación note algunos garabatos escritos en una parte de ellas. Al parecer era un mensaje para la gente que llego, viéndolo desde mi punto de vista, estaba escrito en una letra que apenas y reconocía, supongo que era de los chicos.

—Una pista, tal vez.—

Dije al aire mientras trataba de ver mejor, no es que fuera mal escrito sino que era tan tenía que si no conociera mi alfabeto pensaría que son solo garabatos hechos al azar.

—”Todos diríjanse al sur, nos encontraremos en el continente de los hombres bestias.”—

Luego de eso, hay varias palabras y consejos de los demás, como información vaga sobre algunos asuntos que no puedo comprender. Pensaba en escribir algo más pero ya que era el último en viajar lo deseche, y para evitar que esto afectara el tiempo simplemente borre lo que estaba escrito o más bien tire parte de la estructura con mi mano.

—Are… tal vez así es como termino en el futuro.—

Ya decía yo que estaba más destartalada en el futuro. Bueno, con esto parte del futuro se ha completado de…

*Grito de fondo y rugido de bestia*

Algo abruptamente interrumpió mis pensamientos, pero no era algo que pudiera desconcertarme, ya que se trataba de un grito de Lilith ante algún peligro. Sin dudar un segundo fui en su búsqueda para encontrarme con una especie de monstruo me molestaría en describirlo, pero estaba más al pendiente de la seguridad de Lilith que estaba escapando del mismo.

—¡Lilith!—

Le grite para que notara mi presencia, tanto la bestia como Lilith y aunque el monstruo no cambio su objetivo hacia mí, volé lo más rápido que pude para alcanzarles y a escasos metros ataque al monstruo a quemarropa con Soul Strike pero parece no ser efectivo, debe haber una razón, o es que es demasiado fuerte para mí o simplemente soy demasiado débil aún.

Pensé que el ataque podría al menos provocarlo pero siguió teniendo como objetivo a Lilith que usaba los árboles como escondite entre su huida. Sin dudar decidí poseer uno de estos para usar sus ramas y raíces como obstáculos para el monstruo. Ya que de este modo al menos le daría tiempo a Lilith de ocultarse e huir del peligro.

Con un tanto de dificultad al principio logre hacer una barricada con varios árboles, provocando que se desconcertara el monstruo sobre Lilith pero no impidiendo su paso, aunque gracias a lo previo que hice comencé a tener más movilidad usando parte de las raíces para hacer un laberinto de conexión entre cada árbol y cambiar entre estos más rápido volviéndome uno con todo el bosque, encerrando entre el mismo al monstruo.

>[Lunático Habilidad Adquirida]

La voz del mundo hizo este anuncio pero no tenía tiempo para averiguar de qué se trataba, después de todo primero tenía que encargarme del peligro.

Mientras se abría paso entre las raíces y ramas que ponía como obstáculos trataba de pensar como encargarme de tal monstruo, dado que no tenía poder suficiente para hacerle un daño contundente y matarle. Pero antes de darme cuenta entre al árbol más viejo del bosque, además del más singular. La primera vez que poseí un cuerpo (el ser llamado Midas), obtuve conocimientos directos de sus habilidades y funciones, y con los árboles no fue la excepción, pero este Abeto era otro mundo.

Abeto Ancestral, tiene más de 1000 años y una altura de unos 20 metros, se de árboles más grandes en mi mundo, pero lo singular de este es que posee habilidades aun siendo un árbol.

Bueno, es hora de ejercitar el cuerpo de un anciano.

Me llene de ánimos al lanzar por los aires al monstruo, ahora que lo saque del bosque puedo ver que es una especie de Oso, pero tiene una aspecto un tanto peculiar, ya que uso mis habilidades naturales no puedo usar Scan pero debería ser unos 10 a 20 niveles más alto para que no le haga daño con mis ataques fuera de los árboles.

Antes que cayera de nueva cuenta al suelo saque parte las raíces del Abeto Ancestral y cree una cama de lanzas de madera, note que varios árboles del bosque fueron sacados por mi decisión pero podre arreglarlos luego. Pero de algún modo este Oso se las ingenió para esquivar la caída en estas lanzas y caer en el hueco que hice, concentre todas mis fuerzas para acomodar rápidamente las raíces de nuevo en su lugar.

Sentí que no lo lograría a tiempo, aunque era grande, este árbol es pesado y lento por lo que era difícil este trabajo, podría intentar usar los árboles más cercanos pero entre cambio y cambio ese monstruo debería tener oportunidad de escapar de nuevo en algún descuido.

>[Poltergeist Habilidad Adquirida]

Con esa voz de nuevo resonando en mi cabeza, no lo dude y active la habilidad que había conseguido.

—Poltergeist…—

Sentí como mi mente se derretía mientras fui expulsado de aquel Abeto gigante. Pensé que era el fin de mi intento de ataque, pero los árboles bajo mi ser comenzaron a moverse como lo estaba pensando, como si sus cuerpos siguieran mis pensamientos, tenía tantas dudas en esos segundos pero no era el momento indicado, con una gran suspiro mire el intento de huida del Oso y abrí la tierra bajo sus pies usando los árboles como tijeras y antes de que reaccionara use cada raíz que pude para coser la misma enterrándolo de por vida.

>[Has derrotado al Honey Bear]

>[Has subido de nivel]

Con un sonido sacado de los juegos que ya había escuchado antes se declaró mi victoria.

—En serio… que fue todo eso.—

Mire mis alrededores viendo la destrucción que provoque tratando de pensar en cómo arreglar este problema.

◆⧫◆ ◆⧫◆ ◆⧫◆ ◆⧫◆ ◆⧫◆ ◆⧫◆
Y termino el capitulo…
Hola minna, disculpen la ausencia, por el momento no puedo hacer mucha edición, así que solo tratare de programar lo más posible para ahorrar tiempo, espero que en la próxima semana ya este arreglado mi inter y en caso contrario ya lo sabrán…
Por el momento espero y disfruten los capitulos tanto de DesuMachi, como de mi propia novela la cual termine por acortar como Watashi… fufufu
No hay más que agregar así que nos vemos.
Este es un trabajo para fans por un fan, todo es gratis aquí menos el internet TTwTT
Matta nee |@w@)/)