Demon Maid Cap. 08

Cuanta maldad….

08 – Simpatía

 

Veamos, un cerdito, dos cerditos, tres pequeñines… bueno, bastantes. Pero son menos de diez.

Estos orcos sostienen garrotes de madera en sus manos y usan armaduras en el pecho, tan crudamente hechas como están y algunos de ellos incluso tienen escudos de madera que se asemejan a grandes tapaderas de ollas. Sin embargo, a pesar de todo ese equipo, todos tienen nada más que unos endebles trapos cubriendo sus mitades inferiores. ¿Por qué?

“¿Mi lady podría saber la razón?” Pregunto, en caso de que sea una debilidad que pueda explotar.

“… ¿eh? Eso es, umm, es porque…”

Tan pálida como había estado su cara al ver a los orcos, ahora se sonroja en un intenso carmesí, como si fuera a llorar en cualquier momento.

Vamos, vamos, mi lady, por favor responde rápidamente.

“… o-orcos, umm, atacan a las mujeres… y…”

Con esos ojos llorosos y mejillas escarlatas, mi lady se ve como la criatura más linda del mundo en este momento.

 

Para ser honesta, ya tengo una idea del motivo, pero creo que aun así le volveré a pedir una explicación más esta noche… detalladamente…

“D-de todos modos, ten cuidado, Letty.”

“Sí, mi lady”.

Como sirvienta que ha recibido las palabras de su maestra, no puedo permitirme mostrarle una actuación menos que estelar en este lugar.

Preparo mi Orc Killer. Los orcos visiblemente dudan a pesar de que su ira sigue siendo tan fuerte como siempre, como si vieran al portador de Orc Killer como su peor archienemigo y su peor pesadilla al mismo tiempo.

¿Es realmente un arma tan aterradora?

 

Entonces, lo describí como un “Garrote con púas”, pero eso podría no transmitir con precisión cómo se ve. Este tipo de arma tiene un nombre, de hecho.

Es una estrella de la mañana[1]. Un arma en forma de bola puntiaguda fijada a un extremo de una maza de metal.

La diferencia es que, si bien las estrellas de la mañana normales son armas de una sola mano, es mucho más probable que este Orc Killer sea clasificado como una de dos manos. Tiene un eje completamente metálico de un metro de largo con un diámetro de cuatro centímetros, mientras que la bola de hierro al final es del tamaño de una pequeña sandía. La pelota en sí está cubierta de púas de aspecto horrible tan grandes como conos de helado.

Es incluso más pesado que Mi lady, de hecho.

 

Por brutal que parezca, un garrote sigue siendo un garrote. Es bastante sorprendente cómo pueden temerle tanto. Oculto el Orc Killer dentro de mi falda para ver qué pasa y los orcos de inmediato y visiblemente se relajaron.

“Letty, ¿qué estás haciendo?”

Puedo escuchar pánico y miedo en la voz de mi lady.

Muy entendible. En el momento en que escondí el garrote, los orcos ya no se vieron tan hostiles. En cambio, sus rostros se volvieron… depravados, supongo que es la palabra, mientras nos miran a Mi lady y a mí.

Cerditos malos… han firmado sus propias muertes en el momento en que miraron a Mi lady con esas miradas.

“Soy la única a la que se le permite mirarla así, después de todo.”

“¡¿Qué demonios estás diciendo?!”

Oh Dios mío, parecía que dejé que mis pensamientos volvieran a deslizarse.

Y también, no puedo dejar que esto continúe por mucho tiempo. Parece que tenemos audiencia, después de todo…

De todos modos, supongo que debería comenzar eliminando la causa principal del miedo de Mi lady.

 

Camino hacia adelante, tan elegante y refinada como siempre debería ser una sirvienta. Un orco rugió, cargando hacia adelante no con su garrote, sino con sus propias manos.

“¡WWWAAGH!”

Giro la cabeza hacia un lado para evitar su golpe. Lo ataco.

 

*splat*

 

“… WAA… aargh…”

*ruido sordo…*

 

Primero llegó un estallido con el impacto que hizo que todos se cubrieran los oídos reflexivamente, luego el gemido de agonía del orco y finalmente el sonido de un enorme cuerpo derrumbándose en el suelo. Los orcos restantes tiemblan, tropezando hacia atrás mientras sus manos se mueven instantáneamente para cubrirse sus entre piernas.

“Se llama patada de sirvienta (Maid Kick)”.

… ¿Dónde pateé, preguntas? Oh, qué vergüenza, hacerle a una dama una pregunta tan delicada.

“… wah … ¡WAAAGH!”

Uno de los orcos más valientes avanzo hacia adelante, como un héroe que camina hacia la batalla final de su vida.

*splat*

“Aagg…”

*ruido sordo…*

El orco se derrumba con espuma en su boca, con los ojos en blanco. El resto tiembla con las piernas entre cruzadas, como si pudieran huir en cualquier momento.

Mi lady me está enviando una mirada bastante espinosa, pero bueno, no puedes hacer una tortilla sin romper algunos huevos. Absolutamente no estoy haciendo esto porque estoy empezando a encontrarlo bastante divertido. De ningún modo.

 

Camino hacia los orcos con una radiante sonrisa en mi rostro. Se tropiezan, tratando de escapar.

 

*¡plop-splat!*

Inhabilito dos orcos más con patadas de sirvienta (Maid Kicks) en rápida sucesión. Camino hacia mi próximo objetivo cercano, el orco agita frenéticamente su cabeza, con aparente terror en su rostro. Me preparo para desatar mi patada de sirvienta…

 

“¡¡¡N-NOOOOOOO!!!”

 

Y alguien cubierto con un conjunto completo de armadura de placas me interrumpe cargando entre el orco y yo, así que salto hacia atrás. Su rostro está oculto detrás de un casco, pero aún puedo verlo retorciéndose con las piernas juntas, incluso mientras apunta su espada con una mano hacia mí.

“¿Cuál podría ser su intención, señor…?”

“¡¿C-cómo puedes ser tan despiadada?!”

¿Mi? ¿Quién podría ser?

 

“… ¿S-sir Karl?” Mi lady susurra.

“…”

Aaah, estaba pensando que su voz sonaba familiar, aunque no pude reconocerla. Entonces dentro de la armadura está ese Karl, ya veo.

“Bien, entonces, sir Karl, ¿cuál podría ser su intención?”

“¡No puedo permitir que continúes con tales crueldades!”

¿A qué se podría estar refiriendo? Que desconcertante. Miro hacia los orcos restantes, ahora están mirando a Karl como si fuera su mesías…

“… Dios mío, ¡qué hermoso!” Exclamo, realmente conmovida por la vista que tengo delante. “Entonces puede haber entendimiento entre humanos y monstruos, ¿no es así?”

“…así no. No así…” Karl murmura tristemente.

 

Luego, la voz de una chica suena del pasillo del que salió Karl.

“Sir Karl, ¿qué está haciendo? ¡¿No dejaríamos que los orcos las atacaran para que pudieras atrapar a Kamishiro?!”

Ella es… umm… bueno, sea cual sea su nombre, solía ser mi compañera de clase, así como una de las chicas que me empujó por el acantilado en ese entonces. Y también, ¿acaba de decir algo muy desafortunado? Para ella, quiero decir.

“…”

“¡Eep!”

Le dirijo una mirada y su rostro rápidamente palidece. Dio temerosamente un paso hacia atrás.

Oops, accidentalmente dejé escapar un poco de mi magia y la intimidé. Debería tener más cuidado. No sería bueno que mi verdadera naturaleza se revelara ahora.

 

“¡Hina, cállate! ¡Eso no es lo que quise decir! ¡Íbamos a asustarla un poco antes de que me lanzara a salvarla!”

 

“¿¡EEEHHH?!”

Oh sí, se llamaba Hina. Nunca lo olvidé, por supuesto.

Aparentemente no se han comunicado mucho a pesar de ser cómplices. No sé cómo lograron llevar a estos orcos hacia un piso tan cerca de la entrada, pero ciertamente parecen ser los culpables.

“… sir Karl.”

“Sharon… No podría preocuparme menos por ti, pero no puedo aceptar que tengas una Socia.”

“¡C-cómo te atreves!”

 

Hmm, puedo sentir algunas emociones retorcidas saliendo de Karl.

 

“Bien, entonces me encargare de Kamishiro. Orcos, tráigala…”

Uno de los orcos inmediatamente se movió al escuchar la voz de Hina, así que lo calme con una patada de sirvienta.

*¡splat!*

“Wa… aaagh…”

 

*Ruido Sooorrrdoooo…*

Parece que Hina posee una habilidad única del tipo de [Domador de Monstruos] o [Encanto], pero su habilidad también parece demasiado débil para hacer algo más que un empujón en sus mentes.

Puede ser bastante problemático si se le permite hacer algo más. Me muevo rápidamente hacia ella.

“Qué-”

No tiene sentido dejarla viva y, además, ella me ha hecho un mal por el que tiene que responder. Sin dudarlo aprete su cuello. Sin embargo, incluso tan temerosa, tan doloroso como parece, todavía vive.

“A-ayúdenme…”

Qué extraño… esa debería haber sido suficiente fuerza para aplastar rocas.

 

“Letty, ¡Detente!”

“Sí, mi lady.”

Las órdenes de Mi lady son absolutas e inmediatamente afloje mi mano. Hina se hundió en el suelo. El puro alivio, así como un leve olor a amoníaco, emana de ella.

“No me importa especialmente Hina, pero tú, Fleurety”, dice Karl, tintineando hacia mí con su armadura, “ten un duelo conmigo”.

“… un duelo, señor?”

“Sí, un duelo. Dicho esto, no te diré que te conviertas en mi socia si gano. Solo tienes que renunciar a ser de Sharon”.

“¡Sir Karl, no tiene derecho!” Grita Mi lady.

“¡Aléjate de esto, Sharon!”

Para atreverse a llevar esa actitud a Mi lady… parece que tendré que aplastarlo.

 

“Entonces aceptaré.”

“¿¡Letty?!”

“No tema, mi lady.”

Le doy una sonrisa a Mi lady… Karl solo va a tener un accidente, eso es todo.

 

“…bien. ¡Vamos!”

“¡WAAGH!” (¡Vamos, ve por ella, Brutha!)

“¡WAAAAGH!” (¡A mí me gustan las mujeres bonitas, pero hago una excepción con esa, brutha!)

 

Los orcos están animando a Karl. También entiendo idiomas no humanos, pero creo que le ahorraré a Karl el significado de sus palabras.

 

Karl me lanza su espada sin dudarlo. Debe haber visto mi pelea con los orcos, entonces.

Saco mi Orc Killer mientras pienso en qué tipo de accidente debe tener hoy. Las miradas de los orcos se convierten instantáneamente en unas de oscuro odio, incluso mientras tropiezan hacia atrás con miedo.

“¡¿Puedes siquiera balancear esa cosa?!” Grita Karl.

Claro que puedo. También puedo girarlo como un bolígrafo.

Pero no es el momento para que él sepa que puedo usarlo, todavía no. Esquivo la espada de Karl, pretendiendo perder el equilibrio, y solo entonces golpeo con el garrote con púas en su cuello.

 

Con un hermoso sonido de impacto, Karl vuela. Hmm, que extraño…

“Tsk, realmente es tan pesado como parece…”

Mi ataque debería haberle roto el cuello. Sin embargo, todavía se puso de pie, luciendo adolorido, pero no especialmente herido.

“¡Pero no será suficiente para atravesar esta armadura, este Santuario Santificado que ha sido el tesoro de la familia Mercia por generaciones!”

Karl suena lleno de confianza.

Es una buena armadura, debo admitir. Por lo que puedo ver del flujo mágico y los materiales de la armadura, la confianza de Karl en ella no es infundada. Aun así, me parece bastante curioso que mi golpe de ahora ni siquiera haya logrado dejarlo inconsciente.

 

Me sobran unos momentos para ordenar mis pensamientos.

Fue lo mismo cuando ataqué a Hina. ¿No pueden morir? Sin embargo, incluso si existe una habilidad para evitar que uno muera, no es natural que ambos la tengan.

Entonces, ¿es así como funciona el sistema de este mundo? Si eso es cierto, será un gran inconveniente.

 

“¡Es mi turno!”

 

Entonces, no puedo matar a nadie. En ese caso, será más prudente mantener en secreto lo que puedo hacer hasta que sepa la razón.

Al mismo tiempo, no puedo perder aquí. Soy la Socia de Mi lady, después de todo.

 

“¡WAAAGH!” “¡WHAAH!” “¡WAAAAAAGAH!”

 

Veo a los orcos admirando tan grandiosamente a Karl, y pienso. ¿Qué ha causado que este Orc Killer sea tan despreciado y tan aterrador? También lanzan las mismas miradas de temor hacia mí como al garrote con púas.

Hmm, tal vez… considerando su forma, podría ser…

 

Dejo de sostener a Orc Killer con una mano. En cambio, lo agarro al final de su eje con ambas manos y lo apunto al suelo lejos de mí, mientras me giro noventa grados hacia un lado y me inclino ligeramente hacia abajo.

 

“““¿¡¿¡¿¡WHAAAAAAAAAAAAH?!?!?!”””

 

Los orcos lloran en el momento en que me ven cambiar mi postura.

“… ¿Qué es esa postura?”

“Sir Karl, ¿sabe que hay muchos tipos de armas contundentes que pueden derrotar a un enemigo completamente blindado con solo un impacto?”

“….Y-yo de hecho, incluso este Santuario Santificado no puede protegerme contra tales impactos… pero esa es una debilidad que puede cubrirse con magia. Un hechizo me ha permitido retener mi conciencia sin importar lo que pase, siempre que use esta armadura.”

Mientras habla, saca un escudo de su espalda y lo transfiere a su mano izquierda para sostenerlo.

“¡Ya me he preparado para tales armas contundentes! ¡No tienes posibilidades, Fleurety! ¡Admite tu derrota!”

“Bien, entonces, por favor, perdone mi descortesía.”

 

Giro mi cuerpo y le doy a mi Orc Killer una gran oscilación hacia arriba.

Normalmente, las grandes armas contundentes deben girarse hacia abajo para aprovechar su peso. Normalmente.

Orc Killer no es un arma contundente normal.

La razón por la que los orcos lo odian y temen tanto radica en cómo se usa.

No se supone que esta arma se use con golpes hacia abajo. No pienses en ella como una estrella de la mañana, piensa en ella como un mazo de hierro con una pesada masa en un extremo. ¿No le recuerda a uno cierto algo de la Tierra, por eso?

No es un arma para usar en combate, sino una pieza de equipo deportivo.

 

Giro mi torso, dibujando medio círculo en el aire con Orc Killer para llevarlo a mis espaldas, y lo balanceo. El extremo pesado de Orc Killer se raspa contra el suelo mientras acelera hacia mi objetivo: entre las piernas de Karl.[2]

 

*¡BANG!*

“Ugh, aargh…”

Karl gimió. Cayendo de rodillas.

“Buen tiro (Nice shot)”, Me alegro.

“… maldita sea…” Gimió.

 

Todavía se levanta nuevamente, aunque tambaleándose. Balanceo mi garrote de hierro una vez más en el mismo lugar.

*¡BANG!*

“En el blanco”, le digo.

“… urk …”

 

¿Todavía puede hacer ruidos? Una vez más entonces.

*¡BANG!*

“Hoyo en Uno[3].”

Gracias por sus aplausos, audiencia imaginaria.

 

Entonces, aunque pudo haberse preparado para los impactos desde arriba, parece que su protección no se aplica a los ataques desde abajo.

Karl está temblando ahora, sus manos están presionadas en su entre pierna. Muevo aun lado una de sus piernas para prepararlo para un último swing…

 

““¡NOOOO, YAAAA DETÉNTEEEEEE!””

““¡WAAAAAGGGHHHHHHHH!”””

 

… pero luego, un coro de conmovedores gritos reverbera en toda la mazmorra, es un maravilloso momento en el que los corazones de los humanos y los monstruos se convierten en uno.

Qué cosa tan hermosa es, que la simpatía pueda trascender todas las fronteras.

Notas:

[1] Esta de aquí https://es.qwe.wiki/wiki/Morning_star_(weapon)

[2] Ok ok~ para no darle tantas vueltas en lugar de golpearlo hacia abajo para aplastar como siempre lo hacen, lo golpeo de abajo hacia arriba para aplastarle lo Huev*s al Karl xD

[3] Ya parare mija no mmes xD

Avatar

Autor: Su-chan

Solo un Lolicon mas xD

Un comentario en “Demon Maid Cap. 08”

  1. solo puedo decir duele mucho considerando que soy hombre, pero es un castigo apropiado a aquellos quienes se atreven a intentar hacerle daño a sharon.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.