Yuusha no Furi mo Raku Janai--Riyuu? Ore ga Kami Dakara--

Yuusha no Furi Capitulo 17

Capitulo 17 Torre de Prueba ¡Presagio de la Pequeña Niña! ¡[Loli]!

(Quinto Piso)

 

El quinto piso de la Torre de Prueba está lleno con una presencia ominosa.

La presencia de un Dios que se ha vuelto un espíritu vengativo.

 

Continuamos esto mientras derrotábamos esqueletos y estatuas de piedra junto al camino.

Destruyendo puertas y paredes en el camino ya que no había tiempo.

 

Arribamos a la sala más profunda después de cerca de 30 minutos.

Es 20 metros de amplio, 30 metros de profundidad.

Es tan amplia y grande como un salón de banquetes en un hotel.

El techo es alto, hay varios pilares de piedra de pie.

 

Y hay una pequeña puerta detrás de la habitación con un ataúd de piedra en frente de este.

 

No hay equivocación de esto, ese es el【Ataúd de Lapisia】.

“Ahora, Gran Hombre, adelante.”

El golem camina lentamente.

 

El viejo habla ansiosamente.

“Espero que vaya bien.”

“El Golem no se petrificara. No tiene fuerza de vida tampoco. Bloqueara la tapa desde la abertura y cubriré el ataúd con la arena en la bolsa mientras hace eso, calmando la ira de Dios. Debería ir bien.”

 

Con pisadas en eco, el golem llego ante el ataúd de piedra.

Bloqueo la tapa con una mano, y uso la otra mano para arrojar el interior de la bolsa a eso.

Arena roja cae en el ataúd.

“¡Bien, mantenlo! ¡Sostén la tapa!”

 

Canto un hechizo mientras corro.

“¡Mi nombre es Keika Hiko-no-Mikoto!
¡Dios del Arroyuelo  desde una tierra foránea!  ¡O Diosa de la Madre Tierra Rupersia! ¡Apacigua el corazón de tu niño en colera!”

¡Kah! La arena alrededor del ataúd brilla. ¡Esta es, mi victoria!

 

–Y.

La tapa del ataúd de piedra es gradualmente abierta.

“¿¡Eh!? ¡Gran Hombre! ¡Resiste la tapa!”

El golem cubre la tapa.

 

Recito la oración de apaciguar una vez más.

Sin embargo, en cara de eso, la tapa de abre de todas maneras.

 

Aura oscura fluye desde la brecha.

 

“¡Celica, viejo, no miren esto!”

Retrocedo y me escondo detrás de un pilar de piedra del lado izquierdo. El viejo se esconde detrás de un pilar de piedra en la derecha.

 

Celica viene a mi lado y saca un espejo.
Es un espejo de mano hecho con plata mágica pulida.

“Por favor.”

Una imagen de brazo negro sale fuera del ataúd de piedra es reflejada en el espejo.

 

¡Se romperá si esto continúa!

“¡Gran hombre, escóndete detrás de un pilar!”

El golem lentamente se dirige detrás del pilar más cercano.

Su pecho fue perforado por el brazo negro.

Después de un momento de silencio el golem se derrumba.

 

Una sombra oscura en la forma de un humano se levanta.

La forma de una mujer con cabello desarreglado. Está emitiendo un aura abominable.

Después de derrotar al golem, ella camina paso a paso.

 

“Ella está viniendo aquí.”

“Q-qué deberíamos hacer, Keika-sama.”

“Porque… Porque la Diosa de la Madre Tierra no otorgo mi deseo…!”

 

En ese momento, una voz dormilona resuena en mi cabeza.

『¿Alguien está ahí?』

–Lapisia huh. Soy yo, hable contigo antes. Keika.

『¡Huye!』

–No puedo hacer eso. He venido para hacer algo contigo.

『¡Todo el mundo se convertirá en piedra! ¡Por eso, huye!』

–¿Por qué estás convirtiendo la gente en piedra? ¿Estás enojada porque fuiste sepultada?

『¡Mama está enojada!
¡Para proteger a Lapisia!』

 

Note mi equivocación.

Quien está enojada no es lapisia, sino la madre porque su hija oculta fue abducida.

 

“¡Keika-sama! ¡Ella se dirige hacia aca!”

“¡Tsk! Más a la izquierda.”

Ella está viniendo al pilar de piedra izquierdo donde estamos.

Justo entonces, una flama es liberada desde el lado derecho.

“¡Ven aquí monstruo!”

El viejo grito haciendo eco en la sala.

 

Mirando al espejo, la sombra negra se voltea mientras zarandeaba su largo cabello.

–¡Bien, viejo!

 

Rápidamente llamo a Lapisia.

–Lapisia, ¿estas dentro del ataúd?

『Dentro de la caja nano.』

¿No puedes salir?

『Lapisia no se puede mover.』

Estas sellada por la magia de tu madre huh. Eso significa que es magia de tierra. Lapisia habla.

『Lapisia quiere moverse…』

¿Qué harás después de eso?

『¡Lapisia no le gusta la mama actual! ¡Lapisia le gusta la mama amable!』

Okay. Hare algo al respecto.

 

Sostengo el cucharon en mi mano. Listo para arrojarlo fuera en cualquier momento.

“Celica, haz algo de ruido a la izquierda de la entrada. Voy a ir al ataúd.”

“Entiendo… Por favor se cuidadoso.”

“Celcia también, no te sobre esfuerces.”

“Si.”

Celica se dirige a la entrada con su cabello rubio fluyendo.

 

Lentamente voy al fondo de la sala desde la izquierda mientras reviso en el espejo.

Y entonces, sonidos de alguien fuertemente golpeando una pared resuenan. Celica está golpeando la pared con la funda de su espada.

“¡Estoy aquí, monstruo-san!”

La sombra negra para de perseguir al viejo y se dirige hacia Celica.

 

–¡Ahora!

 

Salto fuera de la sombra del pilar.
Corriendo directo hacia el ataúd.

Sin embargo, Celica grita.

“¡Keika-sama, sobre usted–!”

Confirmo con el espejo. Un aura oscura corre tras de mi vigorosamente.

“Maldita–<<Piernas Vendaval>>”

Bwoosh, me vuelvo rápido. ¡Por el bien de liberar el hechizo atadura de Lapisia!

 

Llego al lado del ataúd.

Arrojo fuera el agua de la cantinflora.

“¡Puro riachuelo que me obedece!
¡Penetra la arena Corta la roca Libera las ataduras de la tierra!
<<Purificación–>>”

 

¡Bam!

Un golpe impacta mi cabeza.

Por la fuerza del golpe, fui arrojado a uno de los pilares. Quebré el pilar, y destroce la pared. La pared fue gruesamente dentada por el impacto.

Caigo hacia el suelo.

He sido enviado a volar por la persecución de la sombra negra.

 

“Mierda… Siempre y cuando no sea petrificado…”

 

Miro a mi cuerpo mientras me pongo de pie.

Parametros

Vitalidad: 399,200/615,600

Poder de Voluntad: 513,456/566,600

 

Fui dañado por más de 200,00 solo por un ataque. Como esperaba de la Diosa de la Madre Tierra.

Un humano normal podría haberse desvanecido sin dejar rastro.

 

Voy a escapar por confiar en la presencia solo.

Sin embargo, una abominable pared está de pie en frente de mi antes de que pueda completamente pararme.

Puedo solo mirar al suelo. No puedo elevar mi rostro.

La sombra se mueve. Puedo sentir su brazo moverse.

Así que este es el final…

 

–¡No, esta situación es preferible!

 

Cierro mis ojos y pongo mi mano en la empuñadura de mi Tachi aun agachado.

¡Hare un solo golpe final en esta situación mientras se exactamente dónde está ella!

La sombra negra ataca usando sus brazos.

¡Termino con un rápido contraataque cuando ella ataca!

 

Recito en mi mente–<<Otorgar Hoja de Agua>>.

El agua es más efectiva contra la tierra que el viento.

[Kiel: Pokemon lo dice… así que debe ser verdad…]

 

Un momento crítico.

Nuestras distancias se acortan.

Ella se mueve–.

 

“¡HAA!”

¡Un tajo!

¡ZAAN!

Una imagen de luz azul hace un arco.

La sensación de cortar profundamente destella.

¡Sin embargo, parece que ella lo evade, no puedo terminarla!

 

“¡¡GYAAAA!!”

Un grito de ira hace eco en la sala.

La sombra negra rápidamente se acerca en cólera.

–¡Kuh, ella es demasiado rápida, no
puedo hacerlo!

Quiero abrir mis ojos para revisarlo, pero no puedo hacer eso.

 

Sin embargo, una voz infantil hace eco en la sala.

“¡Mama, no nano!”

¡Dwoon!

Un sonido de algo destrozándose, el pilar cercano se derrumbó.

 

Saco fuera el espejo y veo la imagen reflejada en el espejo.

 

Una pequeña niña de alrededor de 10 años vistiendo vestido blanco ha empujado a la sombra negra desde la espalda.

“¡Mama, para! ¡No conviertas a la gente en piedra nunca más!”

“u.. uga.. La pi sia.”

“¡Lapisia ama a la mama amable nano! ¡Para esto nano!”

Con su azul desmarañado Lapisia está suprimiendo a su madre. Sus grandes ojos son color dorado.

“proteger lapisia… no dejar matar.”

“¡Lapisia no morirá! ¡Así que para ya!”

“proteger… matar molestias…”

“¡mama!”

 

Está preguntándome porque Lapisia estaba hablando como una bebe, así que fue porque su madre estaba también haciendo eso.

O más bien.

[TLN: Lapisia habla enteramente en Kataka. K: Así que en pseudo-extranjero…]

 

Me levanto con el cucharon en mi mano.

“Lapisia, reten a tu madre.”

“¿¡Keika!? ¡qué vas a hacer!”

“Restaurar a tu madre de regreso a la normalidad.”

“¿¡en verdad!? ¡okay!”

 

Cuando miro que ella no está escuchando a su hija, entiendo que su furia era debido a una maldición.

“para… para…!”

La sombra negra lucha en el suelo.

Sin embargo, la herida en su estómago es profunda, ella es incapaz para hacerlo a todo poder.

Entonces, incluso Lapisia que es una niña podría retenerla.

 

Voy a su lado mientras miro al espejo.

Salpico agua en la sombra negra, y canto un hechizo.

“Puro manantial entre las montañas.
Limpia lejos la maldad purificándola–<<Purificación de Fuente de Agua>>.”

La sombra negra es envuelta en luz pura.

“Uuuuu… Guwaaaa…!”

La sombra negra se retuerce intensamente.

“e-esta bien mama nano…!”

Los ojos dorados de Lapisia me miran con ansiedad.

“Ella está bien, cree en mí.”

 

Y entonces la sombra negra cambia en una sombra blanca.

Ella es envuelta en débil luz, no puedo exactamente discernir su forma.

Lapisia abraza la sombra blanca con toda su sonrisa.

“¡Mama, mama!”

“Lapisia… Lo siento por dejarte sola.”

“¡uun! ¡mama estaba aquí por mí!
¡siempre! ¡te quiero!”

Ella está acariciando su rostro infantil en el pecho de su madre. Ese rostro está brillando como un sol.

 

La sombra blanca eleva su rostro. Un rostro sin facciones planas.

“No hay necesidad de mirar al espejo nunca más. Dios de otro mundo–Keika Hiko-no-Mikoto.”

“Es eso así. Rupersia, te corte con todo mi ser, ¿estás bien?”

“Si, de alguna forma. Siempre y cuando no me mueva.”

“¿Por qué fue que te volviste un espíritu vengativo?”

“El rey demonio sostuvo a mi niño como rehén… Había perdido ante la ira.”

“Así que hizo uso del amor de madre.”

“Estoy avergonzada… Por cierto.”

“¿Nn?”

“Por favor cuida de esta niña.”

 

Lapisia eleva su rostro. Su largo cabello azul se desenvuelve.

“¿¡mama!? ¿¡porque nano!? ¿¡vas a ir a algún lado!?”

La madre se estiro y gentilmente acaricio la cabeza de su niña.

“Tengo que dormir por un rato ya que he estado despierta todo este tiempo, Lapisia.”

“¡entonces Lapisia dormirá para dormir juntos!”

La madre sacude su cabeza. El aura blanca se sacude.

“¿Tu ya has dormido un montón? No puedo dormir si Lapisia también duerme, así que quédate despierta ¿okay?”

“¿es malo si mama no duerme?”

Yo hablo.

“Lapisia, tu mama se convertirá en un espíritu vengativo de nuevo si no la dejas dormir sabes.”

–También los Dioses de la tierra probablemente han dormido como su deber como la Diosa de la Madre Tierra.

 

‘Uu’, lagrimas se acumulan en sus ojos dorados, ella sacude su cabeza zumbando. El cabello azul furiosamente se zarandea.

“¡lapisia no quiere es! –¡okay!
¡Lapisia trabajara duro!”

“Eres una buena niña, Lapisia. Ahora bien, Keika Hiko-no-Mikoto. Por favor cuidad de mi niña.”

“Acepto ese deseo… Bueno, siempre y cuando pueda.”

“Eso es bastante suficiente, gracias.
Entonces, Lapisia. Escucha a esta persona, y se una buena niña okay… Y ayúdale.”

“¡un! ¡ayudare a keika!”

Y entonces la sombra blanca tenuemente se sacude y desaparece al hundirse en le suelo.

 

Lapisia continúa acariciando el suelo donde su madre estaba.

“mama se fue…”

“Ahora, vamos Lapisia.”

Cuando estiro fuera mi mano, ella fuertemente la atrapa.

“¡keika gracias por salvar a mama!”

“Ow ow, lo tomaste demasiado fuerte.”

“¡lapisia, trabajara duro!”

Determinación destella en su rostro infantil.

 

Y entonces, escucho una voz desde detrás de un pilar de piedra.

“¿Esta bien ahora?”

“Si, está bien. Todo ha terminado.”

Con zarandeado cabello rubio, Celica se acerca mientras carga la bolsa.

Ella mira abajo a Lapisia que junto manos conmigo.

“¿Es esta persona Lapisia-sama?”

“tía, ¿Quién?”

“Tía…! ¡Soy Celica! Llamame onee-san okay.”

“¡¡abuela!!”

“¡Qué dijiste!”

 

Celica y Lapisia comienzan una riña.

Suspiro y le advierto.

“¡Hey Lapisia! No debes burlarte de la gente. Y tú eres mayor que ella de todas maneras.”

‘Muu’, las suaves mejillas de Lapisia se inflan.

“¡lapisia ama a keika! ¡celica también ama a keika! ¡batalla!”

“No puedes. Llévate bien con ella.”

‘Bufuu’, Lapisia parece insatisfecha pero parece que entiende como ella guarda silencio.

 

Celica agarra mi mano abierta.

“Incluso así. Como esperaba de
Keika-sama. …Pensé que fue hecho por ese momento.”

Celica miro al pilar destrozado y la pared dentada.

“Eso fue peligroso. Como esperaba de un golpe de Dios.”

“Y Keika-sama que gano sobre esto es asombroso.”

“Me pregunto…”

–Para ser honesto, subestime el examen del héroe. Pensar que el rey demonio fue involucrado en el examen en sí.

Que fue que falle en Japón debido a que estaba concienzudo en ser un Dios.

Tengo que ser más cuidadoso hasta estar calificado como un héroe.

 

El viejo vino.

“Lo siento por romper esto ahora. Nos quedamos sin tiempo.”

“¿Cuánto nos queda?”

“Siete minutos.”

“¡Esto es malo! Vamos a apurarnos.”

 

Vamos a la puerta de piso.

El viejo habla mientras se agacha.

“Solo necesito una llave. Estoy abriéndola.”

Con un sonido oxidado, la puerta se abre.

 

Un pasillo se despliega más allá de la puerta.

Hay una puerta de hierro familiar al final. Esa es la puerta de la pared exterior de la torre.

 

“Hm, antes que sea malo si ellos ven a Lapisia. Ponte la túnica del golem para esconder tu figura.”

“¡okay!”

Ella viste la túnica desde la cima, cubriendo su vestido blanco.

El viejo habla.

“¿Pero no fue transmitido?”

“Con la posibilidad de cualquier observador se convirtiera en piedra, creo que ellos no pudieron transmitirlo.”

“Ya veo.”

“Entonces, vamos”

 

Pasamos a través del pasillo.

Justo en ese momento, siento que escucho la voz de Rupersia.

『Por favor cuida del mundo.』

La gente en este mundo pide demasiado.

Solo hare esto por mi bien.

Entonces siento escuchar una risita de Rupersia.

 

Abrimos la puerta, el cielo rojo del anochecer salta a nuestra vista.

 

Capitulo Anterior | Índice | Siguiente Capitulo

2 comentarios en “Yuusha no Furi Capitulo 17

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.